pero todo es una tela tras rayos


conectarse
escuchar
escribir

hay que estar en sintonía para la pavada
hay que estar, también
porque todo lo que hoy
ayer
es allá

se contractura un ala
(creció hace un día)

pero eso no es problema
la lágrima es en mi rostro
entero

y se equivoca aquel que este poema es triste
felicidad es sin embargo una palabra

porque todo lo que ayer
hoy
es una tela
tras rayos
que van cayendo cuando quiero

todo es cuando quiero
pero todo, también es
cuando
ella viene a mi

y después
qué nos importa el después
si parece que acá
sí, acá
todo fuera de hace
mil
y
unas

sí, qué importa?
el pensar es para los libres
el saber es para los que lo necesitan
y el amor para los que no construyen

los caminos no nos llevan
soy yo el que los recorre
hasta sentarme en el andén a coger
el fruto del manzano
en la canción
que como tren no se detenía

todo es y debe
ser
una ilusión

ya lo dice el dicho
todo lo que ayer
era
hoy
es
una tela tras rayos

dejate envolver en el arroyo
(tela que corre)
que estás encendido fuego

y dime sí

yo no haré ninguna pregunta
no ves que estoy aquí complacido danzando?
en mi edición de bolsillo
en mi duende de locura
que en mi tela
que tras los rayos
ayer era
y todo lo que parece hoy
es

una ilusión acaso soy yo
y estas palabras tan fuertes
tan terrenas

tan invariables, en su confección
(el poema es una tela
tras rayos)

y la tela está pintada
pero es que hoy
todo lo que parecía feo
es lindo

soy una ilusión de fanfarria
que flota en el inconsciente océano
de la luz, la lucentísima luz
de los océanos

y es que
como una canción
todo lo que fue ayer
hoy es
una tela que tras rayos
ya no lastima
ya no llora